Google Drive ofrece una función que permite bloquear estos correos no deseados.