El estudio analizó datos de unas 81 mil personas.