Para tener jóvenes sanos, y por consiguiente, futuros adultos sanos, es necesario cumplir con las horas de sueño.