Llegó al interior del sistema solar desde el borde de nuestra región estelar. El cometa estuvo a punto de considerarse como un planeta enano.