El asteroide ‘patorojo’ se encuentra entre las órbitas de Marte y Júpiter y todavía siguen investigando muchas de sus características.