Este tipo de dispositivos pueden ayudar a asegurarnos que un espacio cerrado tenga un menor riesgo de contagio del coronavirus