El calvario de las criptomonedas.